Las cuatro teorías que maneja Ucrania sobre el avión que se estrelló en Irán

0
38

¿Cuál fue la causa de que un Boeing 737 de Ucrania se estrellara este miércoles poco después de despegar de Teherán, causando 176 víctimas mortales? Las incógnitas siguen rodeando esta tragedia aérea y el hecho de que se produjera en medio de la tensión entre Estados Unidos e Irán por la muerte del general Qassem Suleimani en un ataque norteamericano con un dron en Bagdad, pocas horas después de que la república islámica lanzara un ataque con misiles contra dos bases en Irak que albergan tropas norteamericanas, contribuye a alimentar las especulaciones.

Tampoco ayuda a despejar las dudas la resistencia por parte de las autoridades iraníes a facilitar las cajas negras a la empresa constructora de la aeronave ni a EE.UU.

Aunque las autoridades ucranianas señalaron en un principio al fallo de uno de los motores como posible causa, posteriormente eliminaron esa declaración.

Un alto funcionario de seguridad de Ucrania asegura ahora que su país maneja al menos cuatro teorías distintas para explicar lo sucedido. Según ha publicado este jueves en Facebook el secretario del Consejo Nacional de Seguridad y Defensa ucraniano, Alexéi Danílov, entre las posibles causas de la catástrofe aérea se encuentran el ataque de un misil, una colisión, la explosión de un motor y el terrorismo.

Las opciones manejadas por Kiev contradicen las valoraciones iniciales de agencias de inteligencia occidentales, según las cuales el avión habría sufrido un fallo técnico y no habría sido derribado por ningún proyectil, de acuerdo con cinco fuentes de seguridad -cinco de EE.UU., una europea y otra canadiense- consultadas por Reuters que pidieron no ser identificadas.

Irán, por su parte, sostiene que el aparato se encontraba en llamas justo antes de que se estrellara.

Danílov asegura que los investigadores ucranianos en Irán querían inspeccionar el lugar donde cayó el avión para buscar restos de un misil ruso, después de ver informes de su posible exiistencia en internet. En este sentido, el alto funcionario se refirió a una imagen no verificada que circulaba en las redes sociales iraníes y que supuestamente mostraba los restos de un misil tierra-aire Tor-M1, de fabricación rusa y empleado por las fuerzas armadas de Irán.

«Nuestra comisión (de investigación) está hablando con las autoridades iraníes sobre la visita al lugar donde se estrelló y está decidida a buscar los fragmentos de un misil ruso de defensa aérea Tor acerca del cual hay información en internet», señaló Alexéi Danílov en unas declaraciones a la web de noticias Censor.net. Según dijo, Ucrania aprovecharía la experiencia adquirida durante la investigación del derribo en 2014 del vuelo MH-17 de Malaysia Airlines en el este de su país, una tragedia en la que murieron las 298 personas que viajaban a bordo.

Teherán rechaza las teorías conspirativas
Las autoridades de Irán insistieron este jueves en atribuir el suceso a un fallo técnico. Según la Organización de la Aviación Civil iraní, testigos del accidente, tanto personas que estaban en tierra como tripulación de otros vuelos, observaron un incendio en el aparato y que la posterior explosión fue a causa de su colisión contra el suelo.

Según sus datos, el avión inicialmente se dirigía hacia el oeste y «tras ocurrir el problema giró a la derecha y en el momento de la caída estaba en ruta de regreso al aeropuerto» internacional Imán Jomeiní, al sur de Teherán, informa Efe.

El aparato desapareció de los radares a los pocos minutos del despegue cuando se encontraba a una altitud de 8.000 pies, según el informe, que apunta que «no se recibió ningún mensaje de radio del piloto sobre circunstancias inusuales».

El ministro iraní de Transporte, Mohamad Eslamí, recalcó que el Boeing 737 se estrelló debido a «un fallo técnico» y que los rumores surgidos sobre un ataque terrorista o un disparo al avión son «falsos». «Si los rumores hubieran sido ciertos, el avión debería haber explotado en el aire, pero eso no ha sucedido, porque el avión se incendió debido a un fallo técnico que provocó que sus sistemas de comunicaciones y control dejaran de funcionar», subrayó.

También el portavoz del Ejército iraní, Abolfazl Shekarchí, rechazó en las últimas horas que un misil hubiera derribado el avión y describió esas informaciones como «ridículas» y «una mentira absoluta».

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here